viernes, 15 de mayo de 2015

Nº20-A LAMBORGHINI MARZAL

Matchbox Superfast Nº20-A LAMBORGHINI MARZAL (1.969-1.974)


Una variante de este modelo en otro color.


Aquí los dos juntos.


1967, fue entonces cuando decidió encargar a Carrozzeria Bertone el diseño de un GT que fuera realmente confortable para cuatro pasajeros adultos.
El resultado en forma de prototipo se mostró por primera vez a los medios en el Salón de Ginebra de 1967.


El Lamborghini Marzal suponía todo un soplo de aire fresco por su diseño que incluso hoy en día parece futurista. Entonces Bertone ya recurría a unas puertas de tipo “alas de gaviota” similar a las que siguen empleando algunos prototipos de cuatro plazas que se han presentado recientemente.
Su parecido con el Lamborghini Espada no es casualidad, de hecho el prototipo Marzal sembraría la semilla de éste y el estilo del diseño realizado por Marcello Gandini.


Este prototipo fue equipado con un motor de seis cilindros en V procedente del banco del motor V12 de 3.929 cm3 del Lamborghini Miura. Homologaba 175 CV gracias a tres carburadores Weber y estaba asociado a un cambio manual de cinco velocidades.
Al girar ligeramente el motor respecto a la disposición del Miura, éste quedaba ligeramente retrasado respecto al eje posterior, por lo que lo correcto sería calificarlo como vehículo de motor trasero y no central.


El radiador del Lamborghini Marzal se posicionó en la parte posterior, por lo que contaba con un amplio maletero bajo el capó delantero con 311 litros de capacidad, así como un depósito de combustible de 80 litros. El chasis se basaba en el del propio Lamborghini Miura con una distancia entre ejes aumentada en 12 centímetros para acoger a dos pasajeros más, que podían acceder al habitáculo a través de sendas “alas de gaviota”.


El prototipo contaba con unas puertas completamente acristaladas, así como una luna delantera que se prolongaba hasta un techo panorámico acristalado. El vidrio se trató para estar ligeramente oscurecido, aún así fue imprescindible dotar al Lamborghini Marzal de un sistema de aire acondicionado que compensase los 4.5 metros cuadrados de vidrio que dejaban pasar los rayos de sol al habitáculo.


La idea de las puertas acristaladas no le gustó demasiado a Ferrucio Lamborghini, quien reconoció su desaprobación, sobretodo por la parte inferior de los cristales laterales. La razón no es otra que la privacidad, a través de ellas se podía ver por ejemplo las piernas de una dama que viajase con falda a bordo del Lamborghini Marzal.


Habitáculo futurista, mucha tecnología. Pese a que jamás llegó a fabricarse, al menos de esta guisa (sí lo hizo el Lamborghini Espada basado en el Marzal), un grupo de ingenieros encargado de su desarrollo tuvo la oportunidad de pasar todo un día conduciéndolo y probándolo y llegaron a la conclusión de que podía manejarse con garantías a 225 km/h.


Hasta el momento ha permanecido en la colección privada de Carrozzeria Bertone, donde se conserva en perfecto estado. El próximo mes de mayo y coincidiendo con el Concorso D’Eleganza Villa D’Este en la villa próxima al lago di Como el Lamborghini Marzal original, el único construido, será subastado para beneplácito de algún coleccionista interesado en prototipos exóticos y extravagantes como éste.


No se ha revelado el precio de salida. Hagan sus apuestas. ¿Por cuánto podría cerrarse la puja de un automóvil único como éste y a la vez así de extravagante?





No hay comentarios:

Publicar un comentario